Residencias San Andrés, residencia de ancianos en Galdakao

curvaverde

La Residencia San Andrés es una residencia moderna, pero al mismo tiempo cálida y confortable que consigue que los residentes se encuentren cómodos y tranquilos.

Desde Residencias San Andrés se ofrecen los cuidados y atenciones que requiere el residente, ya que contamos con personal cualificado que responde a las necesidades de atención médica y personal, alimentación y alojamiento.

Resolvemos tus dudas, ¡consúltanos!

944 570 957

(Usánsolo)

Hacemos bien las cosas importantes

curvaverde

¿Quiénes somos?

Residencias San Andrés es una empresa familiar que ofrece servicios de atención integral a personas de la tercera edad tanto válidas, como asistidas, y con diferentes grados de demencia con el fin de proporcionar bienestar a nuestros residentes y tranquilidad a sus familiares.

¿Qué queremos ser?

En Residencias San Andrés aspiramos a lograr el máximo bienestar de nuestros residentes y la máxima tranquilidad de sus familiares hasta el punto de que:

  • Nuestros residentes estén tan a gusto que no quieran marcharse de aquí.
  • Los familiares de nuestros residentes nos vean como la residencia a la que querrían ir.

Nuestros valores

  • Crear un lugar donde la experiencia de vivir sea lo más parecida a una vida familiar en un entorno controlado y seguro. Ideando un lugar donde los usuarios puedan vivir de la forma más cercana posible a como eran sus vidas anteriores.
  • Máxima higiene:
    • Para nuestros residentes, ya que ellos necesitan que nosotros les cuidemos aunque a ellos no les guste.
    • De nuestro personal, si queremos cuidar a los demás tenemos que cuidarnos primero a nosotros mismos.
    • De nuestras instalaciones, porque los residentes quieren y necesitan sentirse como en su hogar.
  • Pensamos que las personas con diferentes tipos de demencias no tienen que vivir de una forma diferente al resto. Tan solo tienen necesidades diferentes.
  • Promover la máxima autonomía de los residentes para mejorar su calidad de vida:
    • A través de programas de Terapia Ocupacional
    • Estimulando al residente a que “siga haciendo sus actividades y haga actividades nuevas”.